¿A quién no le apetece ver su casa bonita, moderna y, sobre todo, eficiente? Una reforma no sirve solo para mejorar estéticamente un hogar, sino para buscar un ahorro energético para nuestro día a día. En la actualidad, siguen evolucionando los materiales que se utilizan para construir una casa. Son cada vez más duraderos, resistentes, ecológicos y que contribuyen al ahorro. En este post, tras años de experiencia de reformas integrales en granada, te damos algunos consejos básicos si quieres reformar un piso de 50 metros cuadrados.

 

¿Qué debes saber antes de reformar un piso de 50 metros cuadrados?

Lo primero que piensas a la hora de plantear una reforma en tu casa es cuánto te costará. Como expertos en el sector de las obras y las reformas podemos decirte con seguridad que eso depende mucho de ciertos factores. Si se hará un cambio de distribución (más o menos número de habitaciones), si quieres solo pintar o quitar gotelé, si quieres cambiar suelos y cocina entera, etc.

Son muchos los condicionantes que pueden variar un precio, por esto te recomendamos que te pongas en contacto con profesionales y te asegures de que todo lo que necesitas para tu reforma se cumpla, siempre con la mayor eficiencia y los mejores materiales. Aquí te dejamos otro de nuestros post que puede ayudarte a prepararte para una reforma: «¿Qué debo saber antes de reformar una casa?«.

En el caso de los pisos pequeños ocurre lo mismo. El objetivo con el espacio reducido es hacer que se vea más amplio de lo que realmente es, aprovechando cada rincón y sacando partido al ahorro energético que tras la reforma podrás disfrutar. Empezamos con los consejos:

 

1. Olvídate de “quién conoce a quién”. Una reforma debe hacerse con profesionales

No sabemos si has tenido alguna vez alguna obra en tu casa, pero no es una situación fácil. Lo normal es que surjan complicaciones a las que se deben encontrar la mejor solución en el menor tiempo posible.

Una de las ventajas de contratar a profesionales es el tiempo. En Vilor Construcciones cumplimos los plazos de entrega en un 97% de los casos que se nos presentan. Porque sabemos lo importante que es la tranquilidad de estar en tu casa.

 

2. Combina la eficiencia energética y el confort

Te preguntarás cómo puedes hacer tu hogar más eficiente para tu bolsillo. Bueno, siempre hay muchas opciones dependiendo del estado actual en el que se encuentre la vivienda, pero como reglas generales te recomendamos lo siguiente:

Ventanas

Que se cuele el ruido, el calor o el frío son situaciones que en cada hogar buscan evitarse. Las ventanas son uno de los puntos a mejorar en todas las viviendas, ya que suelen ser muy antiguas y no están preparadas para aislar tu hogar debidamente. Como profesionales, recomendamos ventanas de  PVC o de aluminio con rotura de puente térmico y doble acristalamiento.

Luz natural

La luz natural puede ser un gran recurso si quieres ahorrar en tu factura energética. Si quieres hacer una redistribución, puedes mejorar el aprovechamiento de la luz solar.

Aislamiento de paredes

Como suele ocurrir con los edificios antiguos, las paredes no suelen disponer del material necesario para aislarlas completamente. Por ello, es necesario sustituir ese material por uno más actualizado y de mejor calidad (lo que suele llamarse como trasdosado del perímetro interior de la vivienda). De esta forma, enfriar o calentar tu casa podría costarte hasta un 40% menos de esfuerzo.

 

 

3. Instala un sistema de calefacción si aún no lo tienes

El sistema de calefacción por gas natural es el más seguro y cómodo. Podrás escoger la temperatura adecuada para cada estancia de tu hogar, además de controlar el tiempo que esté encendido el sistema. Para caldear una vivienda pequeñita no se necesita mucho gasto de gas natural.  El sistema de radiadores deberán estar colocados en el sitio idóneo que no es otro que debajo de ventanas.

 

4. Intenta mantener los baños en la situación actual

El sistema de desagüe de los baños de un edificio es inamovible. Si quieres una reforma lo más rápido posible, te recomendamos que la distribución de los baños deben quedarse como están. Por ejemplo, si decides mover el inodoro de donde está, se necesitará crear una nueva caída para que conecte el nuevo lugar del inodoro con el antiguo. Esto es más caro y más engorroso para ti. Siempre puedes optar por cambiar el mobiliario sanitario y, si es factible, actualizar las baldosas y los azulejos.

 

5. Economiza el espacio (multifunción superficial)

Optar por una cocina abierta (también llamada cocina americana) es una buena elección para ampliar el espacio disponible de un piso pequeño. Una cocina-comedor con una pequeña isla, le dará un toque moderno a tu vivienda a la vez que la sensación de espacio es mayor.

Si quieres conocer los pros y los contras de unificar el salón y la cocina, aquí tienes un post muy interesante: «¿Cocina integrada en salón?: ventajas y desventajas«.

 

6. Considera la opción de puertas correderas

Son ideales para espacios pequeños, y su instalación es tan fácil como las puertas convencionales. Incluso si tienes estancias donde antes no podías colocar una puerta, las puertas correderas son una genial opción para separar estas estancias de otras sin reducir el espacio.

 

7. Evita baldosas o azulejos de gran formato

La mayoría de los diseñadores suelen recomendar azulejos y baldosas pequeñas para un espacio reducido. Asimismo, si tu intención es ahorrar, estos recursos de tamaño pequeño se podrán aprovechar mucho más que los de gran tamaño, ya que los recortes para amoldar las baldosas o los azulejos serán menores.

 

8. Evita muebles grandes o tonos oscuros

Los tonos oscuros reducen mucho la sensación de espacio, sobre todo en cocinas y salones. En un piso tan pequeño, es mejor moverse entre colores suaves y claros. Puedes introducir un color destacable en ciertos objetos de decoración como almohadones, marcos, cuadros, jarrones, etc. Asimismo, recargar un espacio pequeño con muebles grandes y aparatosos es algo que debe evitarse completamente.

 

 

9. Ten en cuenta el tiempo que pasarás fuera de casa

Mientras la reforma se esté llevando a cabo, no podrás estar en tu vivienda. Por eso te recomendamos que preveas ese tiempo para no alterar demasiado tu rutina ni la de tu familia. Aunque, si te pones en contacto con nosotros, te aseguramos que nuestro principal objetivo es conseguir realizar esa reforma en el tiempo acordado.

 

10. Y por último, ¡disfruta!

Elegir colores, baldosas, azulejos, muebles… Debe ser una tarea con la que puedas disfrutar, ya que será tu hogar el que estás remodelando para crear un espacio acogedor y confortable. Tómate el tiempo que necesites para planificarlo todo, y pensar cómo quieres tu nuevo hogar.

 

¿Ya te has decidido?

Te animamos a que nos pidas consejos sobre cómo puedes mejorar las ideas que tienes para tu nueva casa. Con nuestros años de experiencia en el sector, conocemos cuáles pueden ser los inconvenientes con los que te puedes encontrar y cuál es el mejor camino para evitarlos.

Contamos con un gran equipo de técnicos con experiencia y titulación, dos características imprescindibles hoy en día para un trabajo exquisito. Ponte en contacto con nosotros sin compromiso y comprueba por tí mismo lo que podemos hacer con una reforma en tu vivienda.

¿Te ha gustado el artículo?

Suscríbete. Déjanos tu email y recibe contenido útil cada mes


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PRESUPUESTO ONLINE
Presupuesto Vilor Construcciones
X